Panel 2. Las Industrias Culturales en la Era Global - Relatoria 3

Ministro Manuel Obregón López

El músico y Ministro de Cultura y Juventud de Costa Rica, por su parte, comenzó su ponencia explicando el debate entre cultura y la economía, la visión de antagonismo de ambas y como en el intento de conciliación entre ambas áreas ha llevado a la mercantilización.

 

La experiencia en costa rica los ha llevado darse cuenta de las carencias que existen para poder construir una mejor política pública cultural, es por ello que fue necesario, señaló, diseñar una encuesta de prácticas culturales e indicadores para medir los aportes de la vida cultural (SiCultura) además de un atlas de infraestructura cultural. Con los indicadores, dijo, se puede medir mejor el empleo, la producción el consumo y por lo tanto su aportación al PIB, es por ello que fue necesaria la construcción de una cuenta satélite que ayudara al gobierno costarricense a tomar las mejores decisiones en materia de política cultural.

 

La idea, aseguró, es generar comparabilidad con otros países y un sistema de buenas prácticas y aprendizaje que ayude a generar políticas culturales más acorde a las necesidades de los diferentes grupos poblacionales en costa rica. Existe una fuerte resistencia en el país a la inversión en cultura, ha sido necesario cambiarla y dejarlo ver no como un gasto sino como una posibilidad de nueva generación de desarrollo.

 

Es por ello que ha sido necesario, dijo, la formulación de una política nacional de cultura y una ley general de cultura como un plan gubernamental articulado que pretende el acceso e inclusión de los diferentes segmentos de la población costarricense. Para esto ha sido necesario el reconocimiento de la cultura como un derecho humano y el reconocimiento de la diversidad en el territorio (jóvenes, adultos, afro descendientes, etc.) que ha ayudado a replantear las acciones para combatir las necesidades culturales del país en los próximos 10 años.

 

Para ellos se han desarrollado algunos lineamientos principales, los cuales son;

  • Generar condiciones para el fortalecimiento de la promoción, producción, bienes y servicios culturales. Una gestión facilitadora del desarrollo sociocultural.
  • Estrategias de promoción, protección de bienes y servicios culturales con sectores educativos, turísticos, comerciales y asistenciales. Reconocimiento de derechos de producción, propiedad intelectual, garantías sociales y laborales de los creadores.
  • Además de la inclusión de las comunidades. Por todas estas acciones Costa Rica fue invitado a presidir el consejo de la CERLALC.

 

Algunas otras acciones destinadas al fortalecimiento de la cultura son la incorporación de la tecnología digital para la lectura en el desarrollo de la industria editorial y la creación del CETAV en una de las comunidades mas marginadas de San José.